Aviso Legal

Editor del portal web

Conway The Convenience Company, S.A. perteneciente al Grupo Lekkerland SE & Co. KG (www.lekkerland.com), es el titular de este portal web. Su domicilio se encuentra en C/ Vega del Henares, parcela 6, Polígono Industrial de Quer nº 1, 19209 Quer (Guadalajara).

La Entidad se encuentra inscrita en el Registro Mercantil de Guadalajara, Tomo 359. Sección 8, Folio 64, Hoja 3962, Inscripción 2ª. CIF: A-59351817

Fotografías:
Las imagenes utilizadas en este sitio web son propiedad de Lekkerland SE & Co. KG

Exclusión de responsabilidad

Conway no se hace responsable de las referencias directas o indirectas a páginas Web ajenas (“Hipervínculos”).

Conway declara expresamente por la presente, que en el momento del establecimiento de los “Hipervínculos” no era reconocible ningún contenido ilegal en las páginas Web accesibles a través de estos “Hipervínculos”. Conway no tiene ninguna influencia sobre el diseño actual y futuro de los contenidos o autoría de estas páginas de hipervínculos. Esta determinación es válida para todas las referencias e hipervínculos establecidos dentro de la propia oferta de Internet, así como para los registros ajenos sobre las páginas establecidas por Conway. El oferente de las páginas será el único responsable de los contenidos ilegales, defectuosos o incompletos y en especial de los daños que se puedan producir por la utilización de estas páginas.

Conway se esfuerza por prestar atención en todas las publicaciones a los derechos de la propiedad intelectual existentes. El Copyright para los objetos publicados y elaborados por la propia Conway permanece exclusivamente en Conway. Queda prohibida cualquier reproducción o utilización de estas publicaciones sin la previa autorización expresa de Conway.

Esta exclusión de responsabilidad es una publicación de Conway. La invalidez de determinadas claúsulas individuales de esta exclusión de responsabilidad no afectará a su validez global. En lugar de la determinación de invalidez o para restaurar cualquier laguna deberá acordarse una reglamentación adecuada, la cual se asimile en lo posible a lo que hubiesen decidido las partes o según el sentido o la finalidad del contrato, siempre que el punto hubiese sido considerado. Si la invalidez afectase a una prestación o determinación temporal, en su lugar se aplicará la ley.

Quer, 7 de Diciembre de 2012